Connexion

Lettre d'information

Tous les Festivals

Les Fleurs de Shanghai

Les Fleurs de Shanghai   Splendeurs er misères des courtisanes Chinoises film [ ... ]

Leer más...

Une(S)+ Argentines et brésiliennes en état unique d’art   Tout le bâtim [ ... ]

Leer más...

El mundo onírico de Luis Buñuel (à traduire)


   
Luis Buñuel ha sido uno de los directores más prestigiosos del cine español, de larga trayectoria, un hombre que vivió la senda de la literatura a través de su relación con Federico García Lorca, el mundo de la pintura, conocida fue su amistad con Salvador Dalí, pero también descubrió, como si de un amanuense se tratase, la forma en que el cine debía ser diseccionado. Su capacidad de entomólogo, la precisión con que trató los detalles de sus películas, han pasado ya a la posteridad.
Nacido en una familia acomodada, estudió en la Universidad de Madrid y entre 1917 y 1924 vivió en la Residencia de Estudiantes, donde conoció a Lorca y a Dalí. Precisamente, será allí donde pondrá en marcha ese mundo extraño que le acompañara siempre, donde los tres sometían a su imaginación a un continuo juego, es muy conocida la rivalidad entre los tres, los juegos macabros que llevaban a cabo, como cuando Lorca se fingió cadáver en la habitación como un experimento para divertimento del grupo. Buñuel estaba interesado por el boxeo y por el cine.
Fue en 1925 cuando el futuro director viaja a París y queda fascinado por Las tres luces (1921) de Fritz Lang, película que marca su destino. Publicó críticas esporádicas para publicaciones españolas y francesas, en sus viajes a España colaboró en la fundación del cineclub de Madrid, donde se proyectaban películas vanguardistas francesas.
Un momento clave fue la filmación de la película Un perro andaluz (1929) donde puso todo su talento para hacer un manifiesto surrealista, una película en la que Salvador Dalí, autor del guión, expuso toda su fiebre onírica, escenas como la de la cuchilla de afeitar que raja el globo ocular izquierdo de Simone Mareuil. Pero también la presencia de pianos de cola, asnos que deambulan por la pantalla, ya representa el absurdo de un mundo donde nada encaja, puro juego visual, con el que disfruta Buñuel, porque siempre fue un fetichista del cine.
La edad de oro (1930), supone una afrenta al sistema establecido, donde la irreverencia de Buñuel aparece en muchas escenas, como en la lucha del Hombre, arquetipo del ser defenestrado, impotente sexual (Gaston Modot) en pugna con la mujer (Lya Lys), sus gritos lujuriosos, interrumpidos por la presencia de un enano con un sombrero de copa que se parece al rey de Italia.
Toda la película representa el mundo onírico, pero también la ironía visual de un cineasta que ya juega con el espectador para provocar su airada respuesta, si es conservador, porque el mundo se somete a un proceso de descomposición, todo ha de crearse de nuevo, para que tenga sentido, deben caer los estamentos sociales para instaurar un nuevo orden  que restituya la moral en el mundo.
Su siguiente película Las Hurdes es una filmación documental de la realidad de Extremadura donde el hambre y la miseria rodean a los personajes. Es curioso que el rodaje de la película se financió con un billete de lotería que le había tocado al productor, un amigo anarquista de Buñuel llamado Ramón Acín.
El documental se inspiraba en un libro de Maurice Legendre, un hispanista francés que había publicado un estudio sobre Las Hurdes. Era un retrato de una España atrasada, miserable, donde la mortalidad infantil hace estragos. Asistimos a la España profunda, salvaje (un gallo es colgado por las patas en la plaza mayor y todos los muchachos que se han casado deben arremeter contra el gallo y arrancarle la cabeza). La pobreza inmensa, los campesinos bebiendo agua contaminada, los niños desnutridos, la incultura atroz de un pueblo bárbaro, se reflejan en la película.
El Gobierno de la República, electo en 1933, el bienio conservador, prohibió la película, por dar una imagen atroz de España. La película quedó inconclusa, por falta de presupuesto, fue en 1936, gracias a una subvención del Gobierno de la República (ya perteneciente al Frente Popular, con los progresistas al mando) como se pudo acabar la película.
Sin entrar en los años mexicanos, en el exilio que tuvo que sufrir, fructífero porque dirigió muchas películas en esos años, hay que tener en cuenta, sobre todo, Los olvidados (1950), una película sobrecogedora, una historia que retoma el mundo de los marginados, de los hombres que han perdido las esperanzas, de los olvidados de la sociedad y de Dios, porque Buñuel plasma su agnosticismos en sus películas.
Pero llega 1961, ya en España, de nuevo, y rueda Viridiana, una cinta donde ya vemos el onirismo del cineasta, una joven que quiere sentir el olor de la santidad, llega a casa de su tío, don Jaime (brillante Fernando Rey), el cual ha vivido aislado desde que su esposa murió en la noche de bodas.
La película está llena del fetichismo buñueliano, el hombre que se prueba el vestido de novia de su esposa, la joven que sufre de sonambulismo. Don Jaime vive su paranoia y quiere que Viridiana se ponga el vestido de su mujer, antes de que ella vuelva al convento, ella rechaza los juegos fetichistas del tío y se marcha. Don Jaime se ahorca, desesperanzado, desolado por la adversidad de su vida.
El hijo ilegítimo de Jaime (Paco Rabal), hereda la mitad de las propiedades de su tío, la otra parte es para Viridiana, que vuelve y que transforma la hacienda de Don Jaime en un hogar para mendigos. Si Viridiana es un espejo de Don Quijote, el tío representa a la España frustrada que no ha llegado a asumir su papel en la historia, Jorge es el hombre que busca un mundo más justo, pero que también siente el egoísmo del dinero y la codicia.
La película representa la historia de un mundo lleno de sombras, una España ennegrecida por la Guerra Civil y por el posterior franquismo, que ha horadado los cimientos de la libertad para muchas generaciones.
En El ángel exterminador (1962), Buñuel somete a un grupo de personajes al encierro en una casa en la que no pueden salir, otra metáfora de la España sin libertad, donde el onirismo de unos hombres de la alta sociedad que se comportan cada vez de forma más soez, nos deja una sensación triste de un mundo amparado en la incultura y en la barbarie, donde los ricos no enseñan más que el egoísmo y la petulancia de su clase social. No hay que olvidar que Viridiana también refleja una cena, en este caso de mendigos, equiparados, en su ignorancia, a los ricos de El ángel exterminador.
Pero una película decisiva de los años sesenta, en el cine de Buñuel, es Tristana (1969) de Galdós, donde los personajes también viven en la miseria de las ideas, de nuevo, un hombre mayor, Don Lope (Fernando Rey) y su sobrina, Tristana (la bella Catherine Deneuve), en la que se afilan las sombras del ambiente sórdido (basada en una novela de Galdós), porque el amor es imposible, solo vive la conveniencia de una joven sin futuro en manos de un hombre decadente.
Las calles de Toledo, la mirada de la Deneuve, reflejando el hastío de la vida, se quedan para siempre en nuestra retina. Otras películas de Buñuel de ese período merecen atención, como Diario de una camarera (1964) con Jeanne Moreau, o Simón del desierto  (1965), otra demostración de Buñuel de su particular mundo, donde la imagen de la tentación, por parte del diablo (Silvia Pinal, de nuevo) a un Simón que cura a los mancos, nos ofrece de nuevo la faz del mal en la vida que nos rodea.
Siempre queda el escepticismo de Buñuel, su increpación a Dios, como un hacedor que vive en su silencio en un mundo que solo conoce el dolor.
Para concluir, Buñuel es, sin duda, un director que ha hecho un cine muy particular, donde la crítica a los estamentos sociales crece, porque, como hombre escéptico, es consciente del onirismo de nuestra vida real, tan parecida a los sueños, tan distorsionada por el absurdo y la crueldad.
Como colofón, podemos ver que Buñuel plasma el lado más obsceno de mujeres aparentemente virginales, como es el caso de Belle de Jour (1966) donde la Deneuve ofrece su cuerpo a los hombres, una mujer rubia, como Silvia Pinal en Viridiana, siguiendo el estereotipo del Renacimiento, donde la mujer de cabellos dorados significaba la virtud, aquí desvirtuando los tópicos, porque Buñuel fue no solo un gran director, sino un transgresor que nunca escondió su visión de la vida en el cine.

Pedro García Cueto
 Un perro andaluz
Un perro andaluz
Viridiana
Viridiana
Las hurdes
Las hurdes



 

Choisir votre langue

Toutes les cinécritiques

Une affaire de famille

Une affaire de famille   Osamu et son fils Shota recueillent une petite fill [ ... ]

Lire la suite...
Wonder Wheel (La Roue Magique)

Wonder Wheel (La Roue Magique)  

L’histoire de « Wonder Wheel » a pour  [ ... ]

Lire la suite...
Wonder Wheel (La Roue Magique) (3)

Wonder Wheel (La Roue Magique)  

L’histoire de « Wonder Wheel » a pour  [ ... ]

Lire la suite...
At Eternity’s Gate

Van Gogh. En el portal de la eternidad   Lors de l’année 1888, après avo [ ... ]

Lire la suite...
Paterson (3)

Paterson   Paterson (Adam Driver) est chauffeur de bus dans la petite ville  [ ... ]

Lire la suite...
L-inegalite entre les sexes dans Colette et dans The wife

L’inégalité entre les sexes dans Colette et dans The wife   Colette est  [ ... ]

Lire la suite...
Roma

Roma   Roma est un film dramatique mexicain de 2018 réalisé, écrit, co-ph [ ... ]

Lire la suite...
Roma (2)

Roma   Roma est un film dramatique mexicain de 2018 réalisé, écrit, co-ph [ ... ]

Lire la suite...
J’ai infiltré le Ku Klux Klan

J’ai infiltré le Ku Klux Klan   États-Unis, 2018
Titre original : « Blac [ ... ]

Lire la suite...
Deux drames musicaux ont concouru aux Golden Globes 2019

Deux drames musicaux ont concouru aux Golden Globes 2019   Le 6 janvier 2019,  [ ... ]

Lire la suite...

Articles de fond

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (1)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Première Partie)   Alexander [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (2)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Seconde partie)   Agora  [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (3)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Troisième partie)   El gran  [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (4)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Quatrième Partie)   A bigger [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (5)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Cinquième partie)   Dan [ ... ]

Lire la suite...
Deux longs métrages récents basés sur des attentats réels

Deux longs métrages récents basés sur des attentats réels   Tower est un d [ ... ]

Lire la suite...
La flute magique

La symbolique occulte au cinéma Symboles hermétiques dans La Flûte Magique    [ ... ]

Lire la suite...
La flute magique (2)

La symbolique occulte au cinéma Symboles hermétiques dans La Flûte Magique    [ ... ]

Lire la suite...

Tous les interviews