Connexion

Lettre d'information

Tous les Festivals

Les Fleurs de Shanghai

Les Fleurs de Shanghai   Splendeurs er misères des courtisanes Chinoises film [ ... ]

Leer más...

Une(S)+ Argentines et brésiliennes en état unique d’art   Tout le bâtim [ ... ]

Leer más...

Septembre - Octobre 2021

 


Vida Suspendida (à traduire)


Serie de cortometrajes sobre aspectos de la ocupación israelí

Punto de control Eyal (2009), duración: 5.50 min
Mirando por encima del muro (2009), duración 19.27 min
Punto de control Qalandia-Ramadán 2009 (2009), duración 10.30 min
Archipiélago Palestina (2010), sin datos de duración
Producción: Machsom Watch
Montaje: Haddas Shuve

El 26 de mayo se realizó en la Cinemateca de Jerusalén el segundo encuentro programado por la Organización de Mujeres contra la Ocupación y a favor de los Derechos Humanos, Machsom Watch (machsom, en hebreo, quiere decir: barrera), y se exhibió el film documental Archipiélago Palestina, al que siguió una conferencia de la periodista Amira Hass y un debate con el público. Fuera de proyectar clásicos del cine o películas de ficción actuales, la cinemateca abre sus salas a actividades no necesariamente relacionadas con el cine, en un sentido ortodoxo de séptimo arte. La documental mencionada, así como los tres cortometrajes, anteriores de la serie Vida Suspendida, ilustran, con las imágenes cinematográficas y los comentarios, sobre lo que sucede, especialmente, en los puntos de control de paso de los palestinos en los territorios que Israel ocupa desde la guerra del 67. La organización  Machson Watch se creó en 2001 para contrarrestar la violación de los derechos de libre tránsito de los palestinos de los territorios  Las voluntarias de la organización se hacían y se hacen presentes en los puntos de control para observar, documentar, e intentar modificar, en caso de abuso, el tratamiento que los soldados dan a aquellas personas que quieren o deben pasar por los puntos de control. La presencia vigilante de la organización ha contribuido a reducir no pocos abusos de los encargados del control  y ha logrado muy parcialmente (según propias declaraciones) ayudar a los damnificados en sus reclamos ante la Justicia israelí. El dibujo del ojo en el logo de Machsom Watch es un símbolo de dicha actividad. En los puntos de control, los ojos de los que controlan deben estar atentos a los ojos de los controlados y atentos a los ojos de las mujeres de Machsom Watch. Los controlados, por su parte,  saben, en las películas realizadas por Machsom Watch, que los están filmando y reaccionan de acuerdo con sus intenciones o estados de ánimo (en el corto metraje sobre la odisea de las mujeres que deben pasar el punto de control para ir a rezar en Ramadán a la mezquita de El Aksa en Jerusalén, una de ellas grita con rabia frente a la cámara, "basta de filmar nuestra catástrofe"). También los ojos de los espectadores participan de la experiencia, aunque en el ambiente, indudablemente más relajado, de la sala de proyecciones.  La periodista Amira Hass, conocida por sus artículos de denuncia de la conducta israelí en la margen occidental del Jordán y en Gaza inició su conferencia recalcando que sólo viendo, se puede entender. Se justifica así una especie de "voyeurismo" político inevitable.
Los puntos de control fueron creados como respuesta a los atentados de terroristas que, valiéndose de la posibilidad de libre tránsito, entraban en territorio israelí a poner bombas, apuñalar a civiles o explotar junto con ellos en ómnibus, mercados, restoranes, etc. Los miles de suicidas que Arafat pretendía tener a su disposición iban a contribuir, según él, a la lucha por la liberación. El proyecto no consiguió sus propósitos y agravó las relaciones nunca "normales" entre israelíes y palestinos. Israel levantó, seguidamente, y continúa levantando, un larguísimo muro dentro de los territorios ocupados, para disminuir las infiltraciones, con lo cual restringió a lo mínimo el libre paso, antes concedido, a todos los palestinos de los territorios ocupados para acceder a Israel y a sus propios pueblos. El muro fue levantado, además, para proteger a los asentamientos de mitnajalim (colonizadores israelíes) que, primero con ayuda del gobierno y después por propia iniciativa, no refrenada por las autoridades, se establecieron en los territorios, quitando tierra y agua para subsistir y extenderse y poniendo cercos en el entorno para controlar y defenderse de ataques potenciales.  El muro cumple también otro fin, que es el de fijar unilateralmente una frontera, antes del comienzo de las negociaciones que deberían establecerla.  Estos problemas que están muy lejos de ser solucionados, son retratados con modestos recursos fílmicos en los cortometrajes mencionados, que se agregan así a otras películas realizados por diversas organizaciones de protesta o por directores profesionales que en sus películas de ficción, se ocupan del tema. El gobierno israelí, por lo menos hasta el momento,  no se ha opuesto a la filmación y difusión de películas de este género. El hecho de que la organización Machsom Watch, entre otras, haya podido filmar en lugares de controversia y luego exhibir sus producciones, es una muestra de que ciertas normas de la democracia siguen vigentes. También corresponsales y equipos cinematográficos extranjeros pueden filmar (no sin dificultades), manifestaciones, incidentes, expoliaciones, lo que en ninguna otra región del mundo conseguirían hacer, sin arriesgar constantemente la vida. El interés excepcional que el conflicto en la región despierta en periodistas, fotógrafos y camarógrafos de todo el mundo, en comparación con otros conflictos no menos graves de otras zonas del globo, revela también la existencia de actitudes demasiado tendenciosas de cierta prensa, a veces movida por un mero afán de sensacionalismo y provocación. Cabe preguntarse sobre en qué medida, una película de denuncia, contribuye  a la toma de conciencia sobre conflictos nacionales e internacionales, cuando se asume exclusivamente el punto de vista de las víctimas,  sin revisar el contexto, ni plantearse, ni remotamente, una posición de mediación, lo que no significa necesariamente, ponerse del lado del victimario. El cine "de combate" puede servir de catarsis, o de documentación de desmanes, pero también puede servir de pretexto, en ciertos casos, para convertir solapadamente a una nación entera, y no solamente a sus dirigentes, en bolsa para dar puñetazos,  escudándose bajo el lema de la solidaridad con un otro perseguido y vilipendiado.
En los cortometrajes nombrados, el manejo de la cámara es convencional y se asemeja  al empleado en los reportajes o registros de sucesos, realizados para los noticieros de la televisión. El uso de fondo musical es mínimo y su objeto es intensificar la dramatización de lo observado, o llenar los silencios, cuando se interrumpen las conversaciones. El fondo sonoro predominante es el de los gritos de civiles y uniformados en Punto de control Qalandia-Ramadán 2009, o el ruido de los tractores despejando terreno o de los serruchos eléctricos eliminando olivos, en Mirando por encima del muro. En este documental, la entrevista, ante la cámara, de un palestino al que reiteradamente los tractoristas que nivelan el terreno  rompen el caño que lleva agua a su casa, es acompañada por el estruendo de la maquinaria que en esos mismos momentos opera en la cercanía inmediata. En Punto de control Eyal la cámara se desplaza ida y vuelta frente a las rejas que la separan de los cientos de palestinos con permisos de trabajo que esperan horas, desde la madrugada, apretujados entre cercos para luego pasar por la puerta molinete que comunica con el corredor que lleva a la oficina de chequeo. Aquí el diálogo es mínimo y, se oye, en cambio, el vocerío de la gente en la cola y  plegarias que parecen provenir de  las mezquitas de los pueblos colindantes. En Archipélago Palestina, el cortometraje de mayor duración, se hacen reportajes a  habitantes de una aldea en la Zona C, territorio ocupado, en que los palestinos viven bajo control total administrativo y de seguridad por parte del gobierno israelí (la zona A está bajo control  administrativo  y de seguridad de la Autoridad Palestina, la zona B depende administrativamente de la Autoridad Palestina, pero la Seguridad está a cargo del ejército israelí). Los palestinos de la zona C no pueden construir en sus terrenos o ampliar sus casas sin autorización israelí, que generalmente les es negada. Ni siquiera poner el nombre de la aldea en un cartel sobre la ruta, según una ley promulgada en 1938, en la época del Mandato Británico. Por el contrario, los asentamientos israelíes de los alrededores no sufren esas restricciones. Los relatos que hacen algunos  habitantes acerca de la organización kafkiana de su vida cotidiana, por parte de la administración israelí, es suficiente para generar un clima  de pesadilla, frente al ojo simple, sin sofisticaciones, de la cámara de Machsom Watch. Amira Hass dice en su conferencia que sólo se puede entender lo que ocurre, si lo vemos. Los espectadores de estos cortometrajes ven, en verdad, lo que no se puede entender, no por difícil, sino por inadmisible.

Adam Gai
Vida suspendida

Vida suspendida

Vida suspendida

Choisir votre langue

Toutes les cinécritiques

Une affaire de famille

Une affaire de famille   Osamu et son fils Shota recueillent une petite fill [ ... ]

Lire la suite...
Wonder Wheel (La Roue Magique)

Wonder Wheel (La Roue Magique)  

L’histoire de « Wonder Wheel » a pour  [ ... ]

Lire la suite...
Wonder Wheel (La Roue Magique) (3)

Wonder Wheel (La Roue Magique)  

L’histoire de « Wonder Wheel » a pour  [ ... ]

Lire la suite...
At Eternity’s Gate

Van Gogh. En el portal de la eternidad   Lors de l’année 1888, après avo [ ... ]

Lire la suite...
Paterson (3)

Paterson   Paterson (Adam Driver) est chauffeur de bus dans la petite ville  [ ... ]

Lire la suite...
L-inegalite entre les sexes dans Colette et dans The wife

L’inégalité entre les sexes dans Colette et dans The wife   Colette est  [ ... ]

Lire la suite...
Roma

Roma   Roma est un film dramatique mexicain de 2018 réalisé, écrit, co-ph [ ... ]

Lire la suite...
Roma (2)

Roma   Roma est un film dramatique mexicain de 2018 réalisé, écrit, co-ph [ ... ]

Lire la suite...
J’ai infiltré le Ku Klux Klan

J’ai infiltré le Ku Klux Klan   États-Unis, 2018
Titre original : « Blac [ ... ]

Lire la suite...
Deux drames musicaux ont concouru aux Golden Globes 2019

Deux drames musicaux ont concouru aux Golden Globes 2019   Le 6 janvier 2019,  [ ... ]

Lire la suite...

Articles de fond

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (1)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Première Partie)   Alexander [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (2)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Seconde partie)   Agora  [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (3)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Troisième partie)   El gran  [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (4)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Quatrième Partie)   A bigger [ ... ]

Lire la suite...
L’influence des arts plastiques dans le cinéma (5)

L’influence des arts plastiques dans le cinéma (Cinquième partie)   Dan [ ... ]

Lire la suite...
Deux longs métrages récents basés sur des attentats réels

Deux longs métrages récents basés sur des attentats réels   Tower est un d [ ... ]

Lire la suite...
La flute magique

La symbolique occulte au cinéma Symboles hermétiques dans La Flûte Magique    [ ... ]

Lire la suite...
La flute magique (2)

La symbolique occulte au cinéma Symboles hermétiques dans La Flûte Magique    [ ... ]

Lire la suite...

Tous les interviews